cordones umbilicales (poamario)

poema 3


Cordones Umbilicales




Pare la mar y al hacerlo
libera sus cordones umbilicales.

Un gran útero nos envuelve,
a sus hijos alimenta,
a otros secuestra y acuna.

No toda el agua es suya,
de lágrimas está llena.
Otras madres lloran sus orillas
y aguardan las bajas mareas
a vislumbrar  restos amados.

Pero la mar, ufana, ventila su fertilidad

y restriega sus cordones umbilicales

 (a una Caracola, o a una Carolina, ambas son  hermosas inspiradoras)
                                                                                                                    Alma-amater© 5-8-2015


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Agradezco tu comentario en el blog, con la ilusión de no ser la única alma que pulula y ulula por aquí. Una palabra tuya bastará para 'samarte'.