"CUCURRUCUCÚ, PALOMA "


Imagen de estudiemos2013.blogspot.com


Dicen que por las noches no más se le iba en puro pensar, y éstas eran sus cuitas:


<<¿Con que la mejor escuela es la vida?... Yo tengo mis dudas. Vamos a ver, en la escuela se aprende, afirman, para la vida. Pero, ¿y en la vida, para qué? Para la escuela, no. En la escuela el aprendizaje tiene, al menos, como compensación una fiesta final de graduación. Pero, ¿cuál es la fiesta final de graduación de la vida? ¿La muerte? ¡Menudo fiasco! Bueno, puede que para los que quedan vivos sea una fiesta tu muerte, pero una fiesta en la que a ti te  toca bailar con la más fea, Libitina, al ritmo de "Cucurrucú, Paloma", mientras todos aplauden, alrededor, tu girar frenético y el velo de tu novia te corta el aire hasta que se funde contigo en un beso eterno nada envidiable, y la paloma desembucha en ti su ponzoña. 

Pues eso, queee... me preguntaba yo si se aprende en la vida, y, si sí, ¿para qué se aprende, si cuando ya estás hecho todo un perito, zas, se acabó? ¿La vida un aprendizaje? ¿La vida una escuela? Al menos en la escuela primero te dan la lección y luego te hacen la prueba. Pero en la vida, primero te ponen a prueba y, con suerte, aprendes la lección, a tiempo.  ¿Y quiénes son los maestros? ¿Quiénes disponen del título? ¿Que solo hay un maestro muy viejo, con barba blanquísima y un bastón para sostener su largo y viejo cuerpo, y una hoz con la que castró a su padre? Buf, qué miedo me da este tipo. Demasiado siniestro. Los creyentes lo tienen más fácil. Y, ¿cómo sabemos si estamos aprobados? Ah, ¿que eso no es tan importante?, ¿que ahora se estila el aprendizaje autónomo?, bueno, bien, me quedo más tranquilo. Sigo aprendiendo. Y... ¿hay exámenes? ¿Y a los que suspenden o se copian en los exámenes, qué les pasa?, ¿repiten curso? ¿Se puede repetir curso? ¿Que aquí no se usa lo de repetir como en Indochina? ¡Mecachis!, con lo que mola eso de una repesca, de una segunda oportunidad. ¿Qué?¿Que el aprendizaje ahora es por competencias? Ah, bueno, eso calma mi ansiedad vital, porque significa que igualmente pasamos todos de curso, mejor dicho, promocionamos. Promocionamos nuestros fracasos, ¡hala!, así de democráticos. Eso me gusta, pa' que no nos frustremos. De ahí aquello de que la muerte a todos nos iguala, como la escuela. Vale, vale, al final lo entendí. Pero al final.>>

Y dicen que por las noches no más se le iba en puro tomar..                                                                                                
                             Alma amater  ©2016

36 comentarios:

  1. La vida es más bien como una receta de cocina. Horas preparandola para que luego desaparezca en un santiamén, pero cuanto se disfrutó comerla, ¿no?
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. También vale tu lectura, Raúl. Ahí también hay buenos y malos cocineros pero hay comidas indigestas, con la ventaja de que te dejan repetir en ocasiones. Saluditos y gracias.

    ResponderEliminar
  3. Hola, Balbi,me quedo con lo que dices, de que no hay segunda oportunidad y de que no se puede repetir la vida aunque no hayamos aprendido a vivirla. La muerte, como dices también, es verdad que nos iguala en nuestra desaparición, pero quizá unos tengan sus competencias más conseguidas que otros por unas circunstancias que les han sido más propicias. Bueno, cariño, feliz sábado (o lo que queda de él)y buena reflexión.

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias,querida Ángeles. Cierto que también algunos tienen mangas con la jefa y dicen que son capaces de regresar y repetir después de visualizar un luminoso túnel. Bah, cosas de vivos...

    ResponderEliminar
  5. Buenos días Balbi, parece que esta noche te dio por pensar o tomar. Que poco pensamos en lo único que tenemos seguro, como es la muerte, y deberíamos hacerlo porque así nuestra vida la viviríamos más intesamente y sin hacernos tanto daño. Bueno que la vida es una sola y hay que aprovechar. Feliz domingo corazón! !!

    ResponderEliminar
  6. Así es, Mary.La vida es una y para toda 'la vida' ...Muchas gracias porctu comentario. Un besito, amiga.

    ResponderEliminar
  7. Balbina, me ha encantado esta reflexión. Está llena de fino humor y hondo planteamiento. Me ha hecho reir y ya se sabe que la risa es sanadora, aunque efímeros sus efectos, como todo lo demás en la vida. Además, te alabo la elección de los temas para escribir, tarea nada fácil teniendo en cuenta que ya los Griegos lo dijeron todo sobre todo. Sin embargo, la revisión y la re-escritura es una labor tan noble y compleja como la marca original porque, además, en tu caso actualizas la perspectiva y eso hace muy amena la lectura. Qué mas te puedo decir, querida amiga, que disfruto los minutos en que te leo como muy especiales. No dejes de alimentarnos con tus palabras. Ah, soy Maite, por si no te habías dado cuenta.

    ResponderEliminar
  8. No puedes decirme nada más hermoso que lo que me has dicho, Maite. Cierto es que soy una atrevida, porque amando yo, como sabes, a los griegos, que me atreva con estos temas, es pura inconsciencia sin mayores pre-tensiones. Me motiva muchísimo que al menos percibas el humor y la crítica implícita. Un abrazo grande, amiga y muchas gracias por estar siempre dispuesta a digerir mis productos 'calaméricos' (de cálamo).

    ResponderEliminar
  9. Sucede que en la vida la evaluación es permanente y de proceso... Cada día... Cada hora... Cada segundo... Y es autoevaluación aprobamos cuando lloramos porque el que no llora esta muerto... Reprueba el que no es felíz al menos una vez al día el que comprende que vale la alegría vivir...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Waldo,qué alegría leerte por aquí, bienvenido a este blog, amigo. Me gusta tu aportación porque nos compromete con la responsabilidad. Muchas gracias por tu comentario. Un abrazo.

      Eliminar
  10. Una curiosa reflexión, Balbina. Nunca me lo había plantado así a pesar de haber oído tantas veces lo de "la escuela de la vida". Ciertamente las pruebas vienen muchas veces antes que el aprendizaje y ¡sálvese quien pueda!. A lo mejor para la próxima, pero igual si no te andas listo no hay próxima...

    Me has hecho pensar y sonreir, que ya es mucho para estas horas de la noche :P ¡Me gustó leerte!

    Un abrazo y feliz comienzo de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Julia, por tu comentario. Si te he hecho sonreír y pensar, misión cumplida. Como ya dije por ahí este texto no tiene mayor 'pre-tensión', chiquilla. Un abrazo. No me he olvidado de los refranes para ti. Solo que estoy un poco liada.
      Feliz semanita, guapa.

      Eliminar
  11. hola Balbina! infinitas gracias por pasarte por la morada del buho lector! un placer enorme leerte, y comparto cada una de las letras de tu reflexión, no solo por lo que dices sino como lo dices. gracias y ojala todo pensáramos igual, o al menos pensáramos, que al paso que vamos... avive el seso y despierte!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué lindo comentario me dejas, apreciado Buho. Me alegra mucho que compartas el fondo y la forma de lo que cuento, me motiva, chiquill.... Muchas gracias y bienvenid...
      Un abrazo.

      Eliminar
  12. Casualmente estoy leyendo un libro de relatos, y uno de ellos, tratan
    sobre los festejos que se celebran en honor de las personas fallecidas
    (creo, que ahí,les llaman antecesores ), en Méjico . Muy curioso, como
    en otras culturas celebran esas despedídas. Es una fiesta.
    Sobre tus reflexiones. Creo, que nos las hacemos todo el mundo. Unos
    antes que otros.
    Termino , con unas palabras que dice la autora de ese libro, al preguntarle
    sobre este tema. Hay dos cosas que no entenderé en mi vida. La primera es
    la muerte y la segunda ,el matrimonio, "dándole un poco de humor al asunto."
    Por supuesto, yo me quedo con la primera.
    Felicitándote , como siempre. Te mando un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miguel, muchas gracias por tu lectura y largo comentario, amigo. Es cierto que todos nos hacemos esas preguntas. En este caso, se las hace el protagonista de mi relato, aunque el pobre, para cuando lo entendió, ya poco tiempo le quedaba para rectificar, así que según cuenta el narrador o narradora, se dio a la bebida.
      Un abrazo.

      Eliminar
  13. Excelente crítica y reflexión. Además, como soy músico, creo que has elegido un tema muy apropiado. Toda una combinación "inteligentemente sonora"... =) Un abrazo...

    ResponderEliminar
  14. Muchas gracias, David. Me alegro de que te guste el tema y su banda sonara. Un achuchón para envidia de tus fans.

    ResponderEliminar
  15. Como siempre, un placer leer tu hablulatorio. Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Como siempre, un placer leer tu hablulatorio. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Pedro. Qué alegría leerte y que te guste lo que escribo. Un abrazo, amigo.

      Eliminar
  17. Jejeje....Me encanta, nena. Muy lograda la ironía que escurre por el texto....divertido y esclarecedor.

    ResponderEliminar
  18. Muchas, gracias,chiquilla. Una alegría verte por aquí y leer tu opinión. Sí,a veces,para comprender y comprehender la realidad hay que ironizar.

    ResponderEliminar
  19. Un tema recurrente (para los vivos) traído con gracia...si al final la prueba fuera de autoevaluación, probablemente nos suspenderíamos para repetir y repetir con los mismos errores.. Por eso igual sólo hay una, convocatoria y sin recuperación. ...Un abrazo, Natalia

    ResponderEliminar
  20. Yo también estoy convencida de que solo hay una prueba y sin recuperación, querida Natalia. Así que me acojo al maravilloso verso de Catulo, como dije ya por ahí, "Vivamus atque amemus". Me ha encantado tu nueva visita y comentario. Besitos.

    ResponderEliminar
  21. http://youtube.com/watch?v=VWlXOp8pznA&list=PLCAD23157212CD14E&index=7

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bonita la canción, José, no conocía a la intérprete, pero no entiendo qué tiene que ver con mi relato. Saluditos.

      Eliminar
  22. es una canción de un poema musicado "No quiero"

    ResponderEliminar
  23. Bienvenido a mi blog, José Ramón. No sé a qué te refieres. Quizás si me lo explicas mejor, chiquillo...Si te refieres a que Cucurrucucú...es una canción, pues sí, está claro, de Miguel Aceves Mejía, cantada por numerosos intérpretes. Saluditos.

    ResponderEliminar
  24. Cucurrucucu....no llores
    Las piedras jamás... paloma
    Que van a saber... de amores
    Me encanta, Balbi. Tiene miga tu reflexión, como siempre, humor y crítica.
    El aprendizaje de la vida empieza desde que naces,aprendes a caminar a base de caer y levantarte.
    En la escuela te enseñan conocimientos, pero sobre todo valores: respeto, compromiso, autoestima, trabajo en equipo, solidaridad, esfuerzo, libertad....Te enseñan a pensar y a crear y construir un mundo mejor.
    La graduación final no es la muerte, la muerte sería el último capítulo, la graduación final es el legado que cada uno va dejando en el resto de capítulos que componen su vida.
    La vida no te enseña, la vida es el libro que cada uno escribe.
    Besos, preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bonito y acertado comentario, querida Ana. Dices que la vida no te enseña, a veces enseña los dientes, pero debemos aprender a sacarle la lengua, jeje. Un abrazo grande.

      Eliminar
  25. Ohú, por suerte duermo por las noches. Ya me gustaría poder responder a alguna de esas cuestiones, pero no fui a la escuela ese día, Ni a la de la vida ni a la de los pupitres, me mantuve en suspensión... Si tuviera más confianza contigo te diría que cambies de camello.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja ja, en supensión, ya decía yo que algo especial te notaba, claro, es que eres un ángel. Y lo del camello, no sé por qué, amigo, porque el problema era de bebida, no de fumada. En cualquier caso, gracias, Pedro por tu comentario. Un abrazo.

      Eliminar
  26. Pues si, la vida ese entrenamiento continuo hasta acabar cuando ya estás en forma e informado. Para decir adiós cuando menguan las fuerzas y a penas quedan recuerdos de las vivencias.
    Alguien dijo que debería de empezar al revés: inhalando aire y terminando en un orgasmo.
    C' est la vie mon amie!
    Gracias por poderte leer.

    ResponderEliminar
  27. Pues si, la vida ese entrenamiento continuo hasta acabar cuando ya estás en forma e informado. Para decir adiós cuando menguan las fuerzas y a penas quedan recuerdos de las vivencias.
    Alguien dijo que debería de empezar al revés: inhalando aire y terminando en un orgasmo.
    C' est la vie mon amie!
    Gracias por poderte leer.

    ResponderEliminar
  28. Muchas gracias a ti, siempre, Lucía. La verdad es que lo de empezar al revés no estaría nada mal, pero si supiéramos que tenemos ese estupendo final, tal vez habría demasiados suicidios, y ¿quién iba a sostener todo esto, entonces? Esto es preguntar por preguntar je je. Un abrazo.

    ResponderEliminar

Agradezco tu comentario en el blog, con la ilusión de no ser la única alma que pulula y ulula por aquí. Una palabra tuya bastará para 'samarte'.